Bloom

Por Dan Honorat

Regresa  la  banda de Alex Scally y Victoria Legrand con su cuarto álbum de estudio; sin duda, uno de los lanzamientos más esperados del año. Grabado en Sonic Ranch Studios en Texas y producido junto con Chris Coady, Bloom ya se encuentra en tiendas físicas y digitales

Bloom

Beach House se conforma por Victoria Legrand y Alex Scally, dos jóvenes provenientes de la fría ciudad de Baltimore. Desde sus inicios en 2005, la banda logró conquistar el corazón y los oídos de todos los amantes del pop etereo y soñador gracias a su envolvente sonido compuesto por distintos paisajes sonoros que son recorridos a través de una cálida atmósfera, relajantes melodías y exquisitos sintetizadores. En poco menos de una década, Beach House se ha convertido en uno de los principales abanderados de la nueva ola dedream-pop.

En 2006 llegó el disco debut titulado Beach House (Carpark). Dos años después, volvieron a causar impacto con Devotion (Carpark), material cargado de emoción e intensidad. La popularidad del duo explotó cuando tuvo presentaciones junto a Fleet Foxes Grizzly Bear en Norteamérica en ese 2008. En 2010, la banda presentó Teen Dream (Arts & Crafts México), disco que se posicionó en los mejores rankings musicales de ese año y que llevó a la banda a una extensa gira que incluyó un show con localidades agotadas en el Lunario del Auditorio Nacional de la Ciudad de México. En 2012 Beach House nos presenta Bloom, disco que continúa con el desarrollo del catacterístico sonido de la banda pero que, simultáneamente, se destaca como una pieza única, madura y perfecta.

Bloom comenzó a tomar forma durante la última gira de Beach House. En ese período de dos años surgieron diversas melodías, arreglos, ritmos, palabras y texturas. Todas estas ideas espontáneas se recolectaron y trasladaron a Baltimore, donde la banda vive y trabaja. Bloom fue creada para experimentarse como una pieza completa, ya que ofrece una visión singular y única del mundo. Para este disco Beach House fue más perfeccionista, se orientó hacia los detalles para que el entendimiento de esta visión fuera claro y se convirtiera en una viva representación de la banda. Bloom fue meticulosamente construido para asegurarse de que no hubiera ningún desperdicio; cada cuerda y melodía tiene un rol esencial para el sonido final. En ese sentido, es un disco aun más minimal que su antecesor, que reduce cada tema a su expresión mínima, lo que le provee de una fuerza y personalidad sorprendentes. El álbum revela sobriamente lo temportal y hermosa que es nuestra existencia. Victoria Legrand ve el disco como un viaje, una travesía que se recorre mediante el irremplazable poder de la imaginación y de cómo ésta se relaciona con la intensa experiencia de vivir.

El álbum ubica a Beach House en una etapa de expansión sonora. En el disco nos topamos exquisitos beats electrónicos, delicados sintetizadores con aires ochenteros, órganos que nos acercan a una particular forma de espiritualidad y las características guitarras arpegiadas que por momentos aspiran a convertirse en cuerdas e intrumentos de aliento. El disco lo componen 10 temas, cada uno diferente en tamaño e identidad. Por ejemplo, “Myth”, primer sencillo del álbum, surgió de un pequeño demo que grabó la banda durante la gira. Esta canción es la prueba sonora de la majestuosidad del sonido de Beach House, una guitarra hipnotizante y capas de ecos durante los coros. “Wild”, una de las mejores canciones que ha escrito Victoria hasta la fecha, delata la historia de un hogar roto y los sentimientos que este evento ocasiona. Mientras que “Troublemaker” es una canción que relata una ruptura amorosa con un ritmo intenso. En “On the Sea”, Victoria juega con la percepción del tiempo, con lo efímero y lo terrenal, la mortalidad y la memoria. Finalmente, en “Wishes” y “Other People”, Alex se luce con hábiles riffs de guitarra.

Para la producción de Bloom, Beach House se alió nuevamente con Chris Coady (TV On The Radio, !!!, Grizzly Bear, Blonde Redhead, Yeah Yeah Yeahs), quien también produjo Teen Dream. El álbum se grabó  en 2011 en los estudios Sonic Rach en Texas y la mezcla fue en los estudios Electric Lady de la ciudad de Nueva York.

Anuncios